El colesterol – ¿el gran enemigo?

Si has leído la Guía de Alimentación de Fitness Revolucionario sabrás que creo que los huevos son un gran alimento. Mucha gente se sorprende de que recomiende comer huevos con frecuencia, y dudan de que realmente esto sea saludable. Acabo de revisar mi correo y he contado 25 mails donde la pregunta de fondo es ‘No aumentará mi nivel de colesterol por comer tantos huevos?? ‘ Y no les culpo, ya que el mensaje oficial durante años ha sido que comer colesterol es peligroso.

Más tarde volveremos al huevo, pero antes de nada quiero limpiar la imagen del colesterol. El colesterol es un lípido que se encuentra en los tejidos corporales y el plasma sanguíneo del cuerpo, y su presencia es clave para nuestra salud. El colesterol cumple varias funciones: formación y mantenimiento de las membranas celulares, es el precursor de la vitamina D, de la bilis y de múltiples hormonas, entre ellas las hormonas sexuales.

Es decir, necesitamos colesterol, por eso nuestro hígado se encarga de producir un suministro continuo, entre 1.000 y 1.400 miligramos por día. Y la cantidad de colesterol que el hígado produce depende también de la que ingerimos; es decir, si comemos más colesterol nuestro hígado producirá menos para compensar, y viceversa.

También es conocido que existen dos tipos de colesterol, el LDL (Low Density Lipoprotein) encargado de llevar el colesterol del hígado a los tejidos que lo requieran, y el HDL (High Density Lipoprotein), encargado de transportar el colesterol de los tejidos de vuelta al hígado cuando ya ha sido ‘usado’. Ambos son necesarios, sin embargo, en su obsesión por catalogar todo como Bueno o Malo, la industria ha definido que el HDL es el colesterol bueno (por ‘recolectar’ el colesterol del cuerpo) y el LDL es el colesterol malo (por tener el poco honorable papel de transportarlo por el cuerpo). ¡Ojalá las cosas fueran tan simples!

En los últimos años se ha descubierto que hay poca relación entre el consumo de colesterol y los niveles de colesterol en sangre. Además, la relación entre los niveles de colesterol y la enfermedad cardiovascular es mucho más compleja de lo que te hacen creer.

Para profundizar más en esto, te recomiendo leer este artículo.

 

Do NOT follow this link or you will be banned from the site!

Suscríbete y recibe GRATIS El Manual Revolucionario con ejemplos de menús y entrenamientos...

x